La Guardia Civil investiga al conductor de un turismo por circular en sentido contrario

0

La Guardia Civil de la Región de Murcia ha culminado la investigación abierta para esclarecer la conducción temeraria (sentido contrario al estipulado) de un turismo en la RM-11, con la identificación, localización e investigación de un joven, vecino de Lorca, al que se le ha instruido diligencias como presuntos autor de delito contra la seguridad vial, por conducción temeraria.

 

Efectivos del Destacamento de Tráfico (Atestados) de la Benemérita abrieron la investigación, gracias a la colaboración ciudadana, cuando se alertó de que un vehículo había circulado varios kilómetros en sentido contrario al estipulado por la carretera RM-11, que une los municipios de Lorca y Águilas.

 

De la información aportada, incluido un vídeo, los guardias civiles pudieron determinar que un vehículo tipo turismo había circulado aproximadamente una decena de kilómetros en sentido contrario al establecido en vía desdoblada, se dirigía hasta Lorca pero por los carriles sentido Águilas, un recorrido en el que el resto de usuarios de la vía se vieron obligados a realizar bruscas maniobras para evitar colisionar frontalmente con el conductor temerario.

 

Las pesquisas practicadas para la identificación y localización del titular del vehículo y conductor causante de la conducción en sentido contrario al estipulado, permitieron a los guardias civiles del Equipo de Atestados del Destacamento de Lorca obtener datos de la marca y el modelo del vehículo infractor y comprobar que realizó una conducción de forma manifiestamente temeraria, omitiendo la diligencia más elemental y con absoluto desprecio de las normas básicas de circulación, actuando de forma deliberada y consciente con esta conducción en sentido contrario durante una decena de kilómetros de la carretera RM-11, poniendo así en peligro concreto la vida o la integridad de otros usuarios de la calzada.

 

Fruto de la investigación, los guardias civiles localizaron el domicilio del titular del vehículo, que en un principio figuraba en las Islas Baleares, pero transferido recientemente a una persona de Lorca.

 

Es en el municipio lorquino donde la Guardia Civil ubicó y localizó al presunto conductor del vehículo. Una vez en dependencias oficiales de la Guardia Civil de Lorca, el sospechoso en un principio negó los hechos, pero posteriormente confesó su implicación como conductor responsable del delito contra la seguridad vial, por conducción temeraria al realizarlo en sentido contrario al estipulado, y se le instruyeron los oportunas diligencias penales, quedando junto al turismo implicado, a disposición del Juzgado de Instrucción de Lorca, para la celebración del correspondiente juicio por el procedimiento ordinario.

 

El delito de conducción temeraria se encuentra recogido en el artículo 380 del Código Penal y puede ser castigado con penas de prisión de 6 meses a 2 años y privación de derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a 1 y hasta 6 años.

 

La Guardia Civil apela a la colaboración ciudadana, como ha ocurrido en este caso, ante la elevada peligrosidad que supone la circulación por autovía en sentido contrario, para que tan pronto como detecten una de estas situaciones avisen urgentemente a los teléfonos 112 (emergencias) o 062 (Guardia Civil), aconsejando, además, que siempre que sea posible y salvo para realizar adelantamientos, utilicen el carril derecho de la calzada de las autopistas y autovías, ya que, quienes conducen en sentido contrario por este tipo de vías, suelen utilizar el carril izquierdo al creer que circulan por una carretera convencional dotada de un carril para cada sentido.