La Guardia Civil detiene en Totana a dos personas dedicadas a cometer robos

0

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco de la operación ‘CHAIRKISK’, ha identificado, localizado y detenido a dos vecinos de Totana como presuntos autores de los delitos de robo con violencia e intimidación, robo con fuerza y hurto.

Dentro de la operación, los efectivos de Prevención de Seguridad Ciudadana de la Benemérita han esclarecido, hasta el momento, seis delitos, han recuperado efectos sustraídos y han investigado a otro vecino del municipio como presunto autor de delito de receptación, por adquirir una silla de ruedas sustraída.

Las actuaciones se iniciaron el pasado mes de abril, cuando la Guardia Civil detectó la comisión de un elevado número de delitos en el casco urbano de Totana en apenas tres días.

Los primeros hechos eran pequeños hurtos realizados en un establecimiento de alimentación, Poco después se detectó la comisión de un robo de un bolso a una vecina de Totana en la vía pública mediante el procedimiento de tirón.

Los investigadores comprobaron que el grado de violencia e insistencia de los hechos delictivos iba en aumento, al parecer por la ansiedad provocada por el síndrome de abstinencia, debido a adicciones a sustancias estupefacientes.

El siguiente delito relacionado con la investigación se cometió en un centro de discapacidad intelectual también del municipio totanero donde, empleando la fuerza, los autores accedieron a su interior y sustrajeron gran cantidad de herramientas y una silla de ruedas eléctrica. Además ocasionaron numerosos desperfectos en las instalaciones.

En menos de 24 horas tuvo lugar, a plena luz del día, un robo con violencia e intimidación en el que su autor agredió a la víctima hasta que logró sustraerle el bolso y huyó del lugar. Fruto de la agresión, la víctima resultó con lesiones de diversa consideración.

El segundo robo con violencia se cometió en un establecimiento de alimentación también de Totana. En este caso, uno de los autores le reclamó al empleado el dinero de la caja registradora amenazándole con un cuchillo. Ante la negación de éste, el ladrón se abalanzó sobre la víctima y mantuvieron un tenso forcejeo. Los reflejos de la víctima evitaron que fuera alcanzado por el arma blanca, aunque si resultó lesionado por los golpes que recibió y por los que precisó a asistencia médica.

Gracias a la colaboración ciudadana y a las pesquisas practicadas, los guardias civiles que dirigían la investigación identificaron a dos jóvenes, vecinos de la localidad y con antecedentes por delitos similares, sobre los que se fijó la principal línea de investigación.

Una vez obtenidos todos los indicios necesarios, la Guardia Civil estableció un dispositivo de búsqueda sobre los sospechosos que ha culminado con su localización y detención como presuntos autores de los delitos de robo con violencia e intimidación, robo con fuerza y hurto.

Los investigadores también han verificado que los ahora detenidos, presuntamente, vendieron los efectos sustraídos en el centro de discapacidad intelectual –gran cantidad de herramientas y una silla de ruedas de propulsión eléctrica– a otro vecino de la localidad, el cual ha sido identificado, localizado e investigado, al que se le ha instruido diligencias como presunto autor de delito de receptación.

Durante estas últimas actuaciones, los guardias civiles han recuperado la silla de ruedas, que el investigado se disponía a enviar a Marruecos, y ha sido devuelta a su legítimo propietario.

Ingreso en prisión del principal autor de los hechos

Los detenidos, los efectos incautados y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Totana (Murcia), que ha decretado el ingreso en prisión del principal autor de los hechos.