La Guardia Civil desmantela cuatro invernaderos clandestinos de marihuana en viviendas ocupadas ilegalmente

0

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco de los servicios establecidos para prevenir y perseguir el tráfico de drogas, ha desarrollado en Los Alcázares la segunda fase de la operación ‘Espora’, que se ha saldado con la desarticulación de cuatro invernaderos clandestinos de marihuana con cerca de 500 plantas, la incautación de todos los objetos relacionados con la actividad ilícita esclarecida y la detención de la persona que estaba a cargo de las plantaciones, como presunto autor de delito contra la salud pública, por cultivo o elaboración de drogas.

 

Las actuaciones se iniciaron a principios de año, cuando la Guardia Civil abrió la segunda fase de la operación antidroga para investigar una serie de indicios relacionados con el cultivo ilícito de marihuana y su posterior tráfico, unas actividades ilícitas que tenían su origen en Los Alcázares.

 

Los primeros pasos de la operación llevaros a los guardias civiles hasta varias viviendas que habían sido ocupadas ilegalmente, unos inmuebles procedentes de bancos e inmobiliarias alejados del centro urbano, donde varias personas habían entrado y se habían establecido de forma ilegal.

 

Los investigadores verificaron que algunas de estas viviendas, además de usarse como residencia, también habían sido destinadas al cultivo ilícito de marihuana, habilitando sofisticados invernaderos clandestinos capaces de producir varias cosechas anuales de varios centenares de plantas de cannabis, para ello también contaban con conexiones ilegales al suministro eléctrico.

 

Las últimas operaciones desarrolladas en la zona y otras pesquisas permitieron a los investigadores ubicar varios puntos calientes de actividades relacionadas con el tráfico de drogas, principalmente el cultivo ilícito y posterior manipulación de cannabis.

 

Tras obtener todos los indicios necesarios, previa autorización judicial, la Guardia Civil ha llevado a cabo la entrada y el registro en cuatro viviendas ocupadas de Los Alcázares, en las que ha desmantelado cuatro invernaderos dedicados al cultivo ilícito de marihuana, que en el momento del registro tenían en plena producción cerca de 500 plantas.

 

Los registros culminaron con la detención de un joven que fue sorprendido mientras realizaba las labores de cuidado de la instalación y cultivo, al que se le atribuye la presunta autoría de los delitos usurpación de vivienda, defraudación de fluido eléctrico y contra la salud pública, por cultivo o elaboración de drogas.

 

Además de la marihuana, la Guardia Civil se ha incautado de todos los elementos que componían los invernaderos clandestinos dedicados a la producción de cannabis, como sofisticados dispositivos de iluminación, calefacción, riego y ventilación.

 

El detenido –español, de 28 años y vecino de la localidad–, la droga aprehendida, los efectos incautados y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de San Javier (Murcia).

 

Colaboración de la Policía Local de Los Alcázares

Durante el desarrollo de la operación, que aún continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones, la Benemérita ha contado con la colaboración de la Policía Local de Los Alcázares.