La Comunidad acerca a Puerto Lumbreras su campaña de promoción para impulsar el consumo de flor cortada y ornamental

0

El director general de Agricultura, Industria Alimentaria y Cooperativismo Agrario, José Gómez, presentó hoy en Puerto Lumbreras la campaña que viene desarrollando la Consejería de Agua, Agricultura, Ganadería y Pesca para impulsar el consumo de flor cortada y ornamental bajo el lema ‘En la Región de Murcia tenemos tantas flores como días para recordarles’.

El objetivo de la campaña es recordar la gran variedad de flores que se cultivan  y comercializan en la Región y animar a los ciudadanos a visitar los cementerios antes y después de las fechas tradicionales de Todos los Santos y los Fieles Difuntos, los días 1 y 2 de noviembre. De esta forma se promueve el consumo de flor cortada y ornamental y se contribuye a evitar aglomeraciones en los días señalados.

Gómez destacó que “en la Región de Murcia la superficie destinada a floricultura es de unas 400 hectáreas aproximadamente, y ocupa el cuarto puesto por provincias en producción, en el ámbito nacional, siendo el clavel el principal cultivo, con unas 167 hectáreas, ya que necesita un 25 por ciento menos de agua de media que el resto de cultivos. Al de la rosa se dedican 25 hectáreas, a otras flores como gerbera, gladiolo, paniculata y estatice se destinan 110 hectáreas, y a plantas ornamentales, cultivadas generalmente en macetas, 103 hectáreas”.

Añadió que “Puerto Lumbreras figura entre las principales zonas productoras, junto con el Valle del Guadalentín, la comarca del Noroeste, el Campo de Cartagena, la pedanía de Canara, en Cehegín, y Valentín, en Calasparra-Cehegín. Suelen ser explotaciones familiares y en invernadero. Aunque también se dan cultivos al aire libre en los meses de primavera y verano. Existen de 150 a 200 explotaciones con cerca de 400 empleados, con una facturación en primavera de 6 millones de euros, de un total de 17 millones anuales, lo que representa algo más del 5 por ciento del sector agrario en la Región”.

El director general señaló finalmente que “la tendencia al alza de la producción de flor cortada se ha visto truncada debido a la pandemia y a las restricciones y la crisis económica que de ella se han derivado”. En este sentido, apuntó que “el sector ha sufrido una dramática caída del consumo nacional e internacional y, además, se enfrenta a importantes retos como competir con los bajos precios de los productos extracomunitarios, invirtiendo en investigación, nuevas tecnologías y variedades, para incrementar las producciones y mejorar la calidad, así como abrir nuevos canales de comercialización”.