La alcaldesa anuncia reducciones fiscales extraordinarias para las empresas de Defensa

0

La dinamización económica y comercial, la simplificación y la atracción de nuevas inversiones al municipio es el objetivo de las nueva Ordenanza Fiscal del Ayuntamiento para 2025, que este viernes 14 de junio aprobará la Junta de Gobierno, y que contempla una prima de 15 puntos sobre el ICIO para las nuevas empresas del sector de la Defensa que se implanten en Cartagena o que amplíen sus instalaciones.

 

La alcaldesa de Cartagena, Noelia Arroyo, al hacer este anuncio hoy jueves en la 45ª Asamblea General de COEC, ha explicado que esta modificación de la ordenanzas fiscales “es la más temprana” que ha aprobado el Ayuntamiento en las últimas décadas, facilitando que los emprendedores y empresas cuenten con estos incentivos en el momento de tomar la decisión de “sumarse a nuestro ecosistema de empresas de la Defensa o ampliar las ya existentes”.

 

La nueva ordenanza aumenta el porcentaje de bonificación en el ICIO a las pymes y autónomos, hasta el 30 % para los autónomos y hasta el 35 %, para para pymes con más de cinco empleados. A las reducciones fiscales establecidas por el Ayuntamiento para este impuesto, se sumarán los 15 puntos extra de bonificación para empresas certificadas como proveedoras de la Defensa. De este modo, una empresa que genere 20 empleos tendrá bonificado el 55% del impuesto y la bonificación será progresiva en función del empleo hasta el máximo legal del 95%. Así, las inversiones podrían ver reducidos sus impuestos a más de la mitad y en algunos casos no pagar casi nada.

 

Arroyo defendió el proyecto CAETRA como la estrategia “clave” para transformar Cartagena un centro europeo de industrias de la defensa y la seguridad, añadiendo que “es fundamental, y más aún en los tiempos que corren, apoyar a los empresarios”, a los que agradeció su colaboración en la “identificación de oportunidades de crecimiento”, así como en la planificación del desarrollo de Cartagena y comarca.

 

La alcaldesa, quien defendió a los empresarios: “aquí en Cartagena, y por extensión en toda la comarca, a los empresarios y empresarias no se les ataca, ni se les ningunea, ni se les castiga”, señaló al turismo como otro de los aspectos destacados de la cooperación empresarial, anunciando el aumento al 60% de la bonificación del impuesto sobre construcciones, instalaciones y obras dedicadas a hoteles.

 

Pero, además, avanzó que en la propuesta de Plan General, que también se aprobará mañana, la edificabilidad para los solares urbanizables donde se construya un hotel se incrementará hasta el 35%. “Más volumen y menos impuestos para hacer más rentable la inversión en más plazas hoteleras”, apostilló. También se aplicará este porcentajes a quienes construyan residencias de estudiante o mayores, o clínicas.

 

Tras unas palabra de reconocimiento a Manuel Sánchez, nombrado presidente de honor de COEC, y al presidente de CROEM, José María Albarracín, que va a dejar el cargo y al que agradeció su apoyo a los proyectos estratégico de Cartagena “vitales para toda la empresa regional”, la alcaldesa reivindicó la “unidad de objetivos” entre empresas y administraciones para defender el proyecto del Gorguel, porque “ni Cartagena, ni la Región, ni tampoco, España pueden renunciar a las posibilidades de empleo, de desarrollo económico y de posicionamiento estratégico”.

 

En este sentido, recordó el compromiso del Gobierno local a través del nuevo Plan General de Ordenación Urbana de elevar la superficie industrial del Valle de Escombreras un 30% para que crezca por encima de las 1.000 hectáreas para contribuir a su crecimiento como polo de energías renovables.