Jesús Abandonado y Columbares gestionarán las ayudas de alquiler social de Murcia mientras que Cáritas se encargará del resto de municipios

0
FOTO/ El director general de Vivienda, José Francisco Lajara (al fondo), durante la reunión de seguimiento del convenio con Cáritas, Columbares y Jesús Abandonado
El acuerdo se ha alcanzado en el marco del convenio entre la Consejería de Fomento e Infraestructuras y estas organizaciones para evitar desahucios durante la pandemia

 

Ayuntamientos e interesados podrán dirigirse a las entidades en cuanto detecten un caso de riesgo inminente de pérdida de hogar

  

La Consejería de Fomento e Infraestructuras acogió esta semana una reunión de seguimiento del convenio suscrito con Jesús Abandonado, Columbares y Cáritas relativo a las subvenciones de alquiler social, en la que se acordó que esta última gestione las solicitudes de ayudas que realicen todos los municipios de la Región a excepción de las del municipio de Murcia, de las que se encargarán Jesús Abandonado y Columbares.

Este acuerdo se basa en la experiencia y en la especialización territorial de cada una de las organizaciones no gubernamentales a las que el Ejecutivo regional ha encomendado la labor de detectar las familias que tengan problemas transitorios para atender al pago parcial o total del alquiler, como consecuencia de la actual crisis económica provocada por la pandemia.

“Sabemos que estas ONG son las que mejor nos podían ayudar a evitar que cualquier persona se quede en la calle con motivo de la reducción de los ingresos por el coronavirus”, destacó el director general de Vivienda, José Francisco Lajara, que recordó que su departamento lleva años trabajando con ellos en ayudas de alquiler social y que, con motivo de la COVID-19, se ha incrementado la subvención del Plan de Vivienda 2018-2021 hasta alcanzar el 3,1 millones de euros.

Los ayuntamientos podrán dirigirse a estas entidades en cuanto detecten un caso de vulnerabilidad, de posible pérdida inminente de un hogar o de víctimas de violencia de género. La Comunidad gestionará las ayudas “de manera inminente”, según el director general, de hasta 550 euros al mes o realojo durante un máximo de tres años, para que puedan hacer frente al pago de su hogar y a los gastos de suministros.

La colaboración municipal, a través de sus servicios sociales y los centros de atención especializada para mujeres víctimas de violencia (CAVI), “es fundamental para que Cáritas, Jesús Abandonado y Columbares puedan realizar ágilmente el diagnóstico de las personas solicitantes de ayuda y valorar la situación para la concesión”, agregó.

Las organizaciones no gubernamentales han puesto a disposición de los interesados teléfonos de contacto donde pueden solicitar la información: Cáritas (968 211 186, extensión 120), Columbares (868 975 494) y Jesús Abandonado (968 345001, extensión 4).