Autoridad Portuaria y Fomento ponen en común los proyectos estratégicos del Puerto de Cartagena para crecer como un hub logístico en el Mediterráneo

0

El vicepresidente de la APC ha recibido esta mañana al consejero de Fomento de la Región de Murcia en su primera visita institucional.

El vicepresidente de la Autoridad Portuaria, Pedro Pablo Hernández, ha recibido esta mañana en la sede de la APC al consejero de Fomento e Infraestructuras, José Manuel Pancorbo, en su primera visita institucional donde han puesto en común los proyectos de futuro que se están desarrollando para afianzar sinergias que contribuyan a que el Puerto de Cartagena siga creciendo como un gran hub logístico e intermodal en el Mediterráneo.

Hernández ha resaltado que los proyectos estratégicos del Puerto de Cartagena requieren de “una colaboración exigente que permitan dar agilidad y seguridad a los trámites administrativos y evitar retrasos que garanticen seguir liderando la actividad económica y logística como primer motor de desarrollo regional”.

Durante el encuentro han abordado la necesidad de la puesta en marcha del ferrocarril desde Escombreras, con la vista puesta a este año 2024, que enlazará las mercancías con el resto de España y también de Europa a través del Corredor Mediterráneo. Estas infraestructuras ferroviarias unidas a la futura ZAL de Los Camachos, que ya ha comenzado a andar, que nos posibilitará de mayor suelo logístico para las empresas portuarias y de toda la Región.

Además, el vicepresidente de la APC ha puesto al día al consejero de Fomento de los proyectos de futuro como Barlomar y El Gorguel, donde confía que el Ministerio de Transición Ecológica dará pronto respuesta a los pasos a seguir para su tramitación ambiental. En este sentido, en la reunión Pedro Pablo Hernández ha explicado que sin Barlomar y El Gorguel, el Puerto de Cartagena no puede crecer y si no crecemos no podremos ampliar nuevos tráficos y mercados. Hablamos del tráfico de contenedores donde necesitamos una nueva terminal que nos haga competitivos en el tráfico marítimo mundial, multiplicando por diez la actual capacidad y pudiendo atender los buques portacontenedores más grandes del mundo. Pero también de otros tráficos, donde el reto es ampliar volumen y mercado en el movimiento de graneles sólidos, como el cereal, el carbón o la chatarra.

Estas infraestructuras serán claves para el desarrollo de la actividad económica de la Región, implementando la internalización de sus productos a través de la exportación, la apertura de nuevas conexiones marítima que hagan de Cartagena, el puerto de referencia del Mediterráneo, un puerto intermodal, eficiente, muy competitivo y seguro.