El Gobierno colabora a través del 1-1-2 en la puesta en marcha de una pulsera localizadora de menores extraviados

0
50

El director general de Seguridad Ciudadana y Emergencias, José Ramón Carrasco, refrendó hoy en Lorca el compromiso del Gobierno de la Región de Murcia con la seguridad de los ciudadanos en el acto de presentación de una pulsera identificativa con número personal, para que en situaciones de extravío de menores puedan ser localizados de forma inmediata, proyecto que pone en marcha el Ayuntamiento, en colaboración con el Centro de Coordinación de Emergencias 1-1-2 Región de Murcia, con ocasión de la feria de la localidad.

El proyecto, que presentó Carrasco junto con el concejal de Emergencias, Juan Miguel Bayonas, se basa en la creación de una base datos municipal, a la cual tendrán acceso la Policía Local de Lorca y el Servicio de Emergencias Municipal, en la que todos aquellos padres o tutores que lo deseen podrán inscribir a sus hijos rellenando un formulario con sus datos personales y de contacto, así como los del menor. A esa solicitud se le asocia un número personal e intransferible, que va grabado en la pulsera que se les facilita, en la que aparece la siguiente inscripción: ‘Si encuentra a este niño/a perdido llame al 1-1-2, indicando este código numérico’.

El director general de Seguridad Ciudadana y Emergencias manifestó que “para el correcto funcionamiento de esta iniciativa, se ha elaborado de forma conjunta, entre el Centro de Coordinación de Emergencias 1-1-2 Región de Murcia y la Concejalía de Emergencias del Ayuntamiento de Lorca, un protocolo de actuación ante una llamada al 1-1-2 indicando la localización de un niño perdido portador de una pulsera con la inscripción descrita en la misma”.

José Ramón Carrasco subrayó que “es un sistema novedoso que se pone por primera vez en marcha en la Feria de Lorca 2017, y que ya se va a poder utilizar, siempre que los padres quieran, en cualquier evento en el que haya una masificación de gente, como la Semana Santa o la Cabalgata de Reyes, o en cualquier momento del año. Además, gracias al código que aparece en la pulsera la confidencialidad estará garantizada”.

La idea es, según el director general, “seguir incrementando la seguridad, la coordinación y la adecuada atención de las emergencias”, por lo que animó a otros ayuntamientos a sumarse a esta iniciativa, a la vez que recordó que el Gobierno regional está “comprometido con esta cuestión, en especial cuando se trata de los más pequeños. Basta con recordar que el pasado curso se impartieron nociones sobre actuación en caso de emergencias a 1.200 docentes en 600 colegios de toda la Región”.